Crónica: Monterey Jazz Festival 2014

Crónica del Monterey Jazz Festival 2014 realizada por José Fernández Campos

Texto y fotografías José Fernández Campos

En esta ocasión, la aventura inició el 18 de septiembre a las 7 am, hora en que sale mi vuelo. Si bien el festival de Jazz de Monterey es del 19 al 21, ahora había que hacer una pequeña escala en Nueva York para ver a una banda que aunque tiene poco que ver actualmente con el jazz (y digo poco porque precisamente en sus primeras incursiones, el elemento jazzístico estaba más que presente), es una banda que presenta siempre ideas interesantes y pues pa’ pronto es una de mis bandas favoritas.

En esta ocasión, un septeto con tres baterías al frente, mientras que saxofón, bajo y dos guitarras tocan desde la fila de atrás. Tremendo concierto que recorrió la historia de King Crimson desde su primer disco hasta composiciones nuevas, mismas que llevan clara la tradición de esta gran banda. Fue verdaderamente emocionante escuchar por primera vez algunas canciones que llevaban muchos años de no haber sido ejecutadas y que probablemente nunca pensé escuchar en vivo.

De ahí, el viernes 19 temprano me embarqué en la tarea de cruzar Estados Unidos para llegar a Monterey, vía San Francisco, a gozar de un festival que prometía cosas muy interesantes, incluyendo a varios artistas que no había escuchado antes; intencionalmente no busqué escuchar algo de la música que se presentaría, para gozar del sonido de la sorpresa… y ¡vaya que salí sorprendido!

El festival de Monterey se lleva a cabo en los Monterey Fairgrounds, donde hay 6 escenarios simultáneos de los cuales la Arena Jimmy Lyons es la más grande, con capacidad para 5,850 personas y a donde normalmente acudo a los conciertos. En los otros escenarios se van presentando los mismos artistas de la arena y proyectos alternos de los mismos artistas, lo que pone a uno en aprietos!! Pero bueno, vamos a la arena:

El primer platillo de la noche del viernes 19 fue Cecile McLorin-Salvant, la ganadora de la competencia Thelonious Monk en 2010. Con una voz enorme, melancólica y una presencia magnífica en el escenario, Cecile nos regaló su interpretación de clásicos oscuros de jazz y blues, piezas incluso de los 1910 y 1920’s, así como composiciones propias, incluidas en su más reciente disco WomanChild. Importante fue la presencia del Aaron Diehl al piano, con un estilo versátil que simplemente fue el complemento perfecto a la voz de Cecile.

El segundo tiempo de la noche fue The Robert Glasper Experiment. Presentando material de Black Radio 1 y 2, este fue un show ecléctico, más orientado a la música contemporánea, incluyendo hip-hop, rap, soul, R&B y si, también jazz. Aunque hubo algunas fallas técnicas, esto no impidió que Glasper diera todo en el concierto. Sin embargo, a título personal, me gustó más aun (sin demeritar pues al acto principal), el pequeño homenaje que hicieron a cuatro manos Glasper junto a Jason Moran, rindiendo tributo a los 75 años de la Blue Note y a Joe Sample; un dueto divertido y virtuoso, intercambiando posiciones al piano y dejando un gran sabor de boca para que entrara el experimento completo.

Para cerrar esta primera noche, uno de los grandes: ¡Herbie Hancock! Acompañado de Vinnie Colaiuta, Lionel Loueke y James Genus, Hancock nos recetó sus clásicos con la elegancia de siempre: Watermelon Man, Cantaloupe Island, Actual Proof y Chameleon, precedida de un pedacito de Rock It. El cierre perfecto para una noche de estilos muy variados.

Entre Robert Glasper y Herbie Hancock tuve la oportunidad de ver un pedacito del set de Melissa Aldana, esta saxofonista que ha venido sorprendiendo y que en realidad me pareció que va bastante bien en cuanto a su voz en el saxofón, pero personalmente me pareció todavía un poco verde en su presencia en el escenario, pero bueno, probablemente fue el hecho de que solo vi una pieza.

¡Para el sábado a medio día más música nueva! La mañana empezó con Davina and the Vagabonds, que traen un show al más puro sureño que resultó magnifico para empezar el día. Este grupo hizo su debut el año anterior en uno de los escenarios pequeños y fue tal el impacto que este año los invitaron a la Arena. Davina se encontraba visiblemente conmovida y no pudo evitar unas lágrimas de emoción. Excelente show, incluyendo canciones de su nuevo disco Sunshine, altamente recomendable.

Acto seguido, uno de los grandes del soul: Booker T Jones, presentando música de su más reciente disco Sound the Alarm. Obviamente no podía faltar Green Onions, pero lo que si me desconcertó un poco fue que dedicó parte de su set a covers: Purple Rain de Prince, Hey Joe! de Hendrix y I’m a Man de Muddy Waters. Me pareció extraño que teniendo toda la historia que tiene, escogiera interpretar piezas de otros. Pero bueno, una vez que retomó su material, ¡la cosa agarró calor con ganas! Este señor es evidentemente un veterano y nos dejó a todos con una sonrisa.

Para cerrar la tarde del sábado Gary Clark Jr. Blues duro de Mississippi como se puede escuchar en su disco Blak and Blu, de repente tendiendo hacia el rock duro del sur. Su presencia me pareció un poco seca, pero esa guitarra dijo todo lo que tenía que decir. Buen cierre de la mañana en la Arena.

En lo que iniciaban los conciertos de la noche, me di una vuelta a otro de los escenarios más pequeños, el conocido como Dizzy’s Den, donde se presentaba un grupo de la nueva generación de la Blue Note Records, para hacer un homenaje a dicho sello: Our Point of View se llama el grupo, que además ya está de gira por Europa y esperemos que saquen algún disco… y bueno, vaya banda: Kendrick Scott en la batería, Derrick Hodge al bajo, Lionel Loueke en la guitarra, Ambrose Akinmusire en la trompeta, Marcus Strickland en el sax y Robert Glasper al piano. Este súper grupo dedicó su set a interpretar piezas de los diferentes discos solistas de los integrantes y pues ¡ya se lo podrán imaginar! ¡Pura maestría!

Y bueno, esto no fue más que la mitad del sábado! Para iniciar la noche, un pianista que habíamos visto la noche anterior, pero que en esta ocasión venia presentando su proyecto The Bespoke man’s narrative, además de la pieza que comisionó este año el Festival: “Three Streams of Expression”, dedicado al pianista y compositor John Lewis, quien fuera director musical del festival de 1959 hasta 1983 y además, obviamente, era líder del Modern Jazz Quartet. Este fue un concierto melódico y que me sorprendió muy agradablemente, pues no tenía el gusto de haber escuchado antes a Aaron. Muy recomendable.

En el segundo platillo, un concierto muy anticipado y que prosiguió con un ambiente relajado para la noche de sábado: Billy Childs, presentando Map to the treasure: Reimagining the songs of Laura Nyro. Una compositora poco conocida por estos lares, pero que en California sí que tiene sus seguidores, más aun en el área de San Francisco. Billy Childs en esta ocasión se acompañó de Brian Blade, Scott Coley, Marcus Strickland y el cuarteto de cuerdas de San Francisco; y como si no fuera suficiente, tres vocalistas invitadas: Becca Stevens, Shawn Colvin y, quien en mi parecer se llevó la noche, Lisa Fischer. Gran reinvención de la obra de Laura Nyro y con estos personajes, pues en realidad no hay manera de que salga mal.

El último platillo de la noche fue algo inusual: The Roots. Con su mezcla de hip hop y soul, dieron un gran show… totalmente distinto a lo que se había visto previamente. Un show energético, que en lo personal no acabó de capturarme aunque me pareció un gran acto en vivo.

Para la mañana del domingo, iniciamos con la Next Generation Jazz Orchestra, la orquesta de la casa, que año con año abre los domingos, enfatizando el compromiso del Festival con la educación musical.

En el segundo turno de la mañana, otra sorpresa… gran sorpresa en realidad: Jon Batiste and Stay Human, otro de los actos que no conocía pero había oído bastante de ellos, y vaya que se lucieron! El cuarteto inicia con una alineación de pandero, banjo, sax y melódica, cantando y bailando al frente del escenario y de ahí brincando a la batería, bajo, sax y piano. Alternaron varias veces entre las dos alineaciones y la música fluyó con gusto! El cierre además, fue espectacular, ya que bajaron entre el público a hacer una procesión por los pasillos de la arena. Verdaderamente un grupo a seguir y que deja con una sonrisa en los labios. Su disco, Social Music muuuy recomendable también.

Para cerrar la mañana, uno de los grandes. Aunque ya había tenido la oportunidad de verlo en Montreal, a este no hay que dejarlo pasar! Marcus Miller, con un set funky a más no poder. Otro gran concierto, presentando principalmente material de su disco Renaissance Man.

De ahí, corrí para ver en el Garden Stage a una de las bandas más esperadas: presentando su disco Landmarks, Brian Blade and the Fellowship Band. Aunque ya los había visto en otra ocasión, en esta realmente me capturaron, me pareció un concierto perfecto para una tarde de domingo donde todos los elementos brillaron por igual, con grandes solos en el piano de Jon Cowherd, Myron Walden al saxofón alto y Melvin Butler en el soprano y el tenor, además de Chris Thomas en el bajo.

Después de una breve oportunidad de saludar tanto a Marcus Miller, como a la Fellowship Band, a comer. Y es interesante comentar aquí que el lugar donde se realiza el festival es un espacio de feria con aproximadamente 95 mil metros cuadrados, donde además de los seis escenarios que mencionaba antes, hay un área de venta de comida bastante amplia, donde se puede disfrutar comida cajun, tailandesa, hay un puesto de puras variedades de hot dogs, pizzas, etc. Además de un corredor para comprar parafernalia, artesanías y joyería. No pueden faltar por supuesto, los stands de souvenirs del festival y de la tienda de discos Amoeba Music.

La noche inició tremendamente en la arena Jimmy Lyons con uno de los grandes del saxofón, Charles Lloyd, acompañado con su ya tradicional cuarteto, con Jason Moran, Reuben Rogers y Eric Harland. Este concierto se me fue como el agua! Demostrando porque es uno de los grandes, la ejecución de este cuarteto, presentando piezas de su más reciente CD, Mirror, fue impecable, aunque con poca interacción con el público, contrastando con su presentación el año pasado en Montreal, donde platicó bastante. Cabe mencionar, que Lloyd se presentó también el viernes con Sangam, el trio con Zakir Hussain y Eric Harland y el sábado a dueto con Gerald Clayton y que durante el fin de semana se estuvo proyectando la película Arrows into Infinity, un documental que revisa la trayectoria de Lloyd.

Para cerrar la noche en la arena, Michael Feinstein, quien presentó The Sinatra Project. Acompañado por la orquesta del festival, esta fue otra sorpresa para mí, pues no había escuchado a este cantante que se ha dedicado a rescatar los libros de canciones americanos con bastante éxito, entre ellos el de Gershwin y en esta ocasión el de Sinatra, mismo que ha sido recibido con gran aceptación y que ya va en el volumen 2. Y que buenas interpretaciones caramba, además de ir salpicando la presentación con algunas anécdotas de sus encuentros con Sinatra. Buen cierre en la arena.

Pero, saliendo todavía alcancé un buen rato de Voyager, el proyecto de Eric Harland, uno de los grandes bateristas de generaciones más recientes y que como compositor presenta muy buenas piezas que lo capturan a uno. En el grupo por cierto, venía nada más y nada menos que Julian Lage en la guitarra.

Y pues así fue este viaje. Siempre difícil por los escenarios simultáneos pero siempre satisfecho! En esta ocasión perdí los proyectos alternos de Charles Lloyd que mencioné más arriba, y uno de los que más me dolió, el Philadelphia Experiment, con Questlove, Christian McBride y Uri Caine adicionados al final con Booker T.Jones. También estuvo Christian McBride con su trío, Jason Moran con su tributo a Fats Waller, Billy Childs con su cuarteto, el quinteto de Ambrose Akinmusire, Ben Flocks y Delfeayo Marsalis entre muchos más. En fin, no se puede todo! De todos modos, ¡ya listo para el 2015!

 

 Brian Blade

 

 Brian Blade

 

 Melvin Butler

 

Marcus Miller

 

 Booker T Jones

 

 Gary Clark Jr

 

Eric Harland Voyager 

 

 Jon Batiste and Stay Human

 

Jon Batiste

 

Billy Childs y Becca Stevens 

 

Myron Walden 

 

Jason y Robert 

 

Michael Feinstein

 

Michael Feinstein y la orquesta new generation

 

Herbie Hancock

 

Davina 

 

Eric Harland

 

Eric Harland 

 

Jason Moran

 

Meilissa Aldana

 

Aaron Diehl

 

Ambrose Akinmusire 

 

Julian Lage 

 

Cecile

 

Lionlel

 

Billy Childs

 

TwitterFacebookYoutubeInstagram

  • CONCIERTOS CIUDAD DE MÉXICO, MIÉRCOLES 19 DE FEBRERO DE 2020
  • Hans Ávila Trio (Alberto Medina y Marcos Milagres): Terraza del Centro Cultural de España en México, 21:00 hrs. No Cover.
  • Sr. Dinamita (Gisela Escalera, Jaime Alarcón, Leo Campos, Raúl Rojas y Rodo Ocampo): Zinco Jazz Club, 21:00 hrs. Cover $100.00 en efectivo. 
  • Mariana Terroba Quinteto (Francisco Muñoz, Gabriel Puentes, Leonardo Cortés y Tomás Krumm): Parker & Lenox, 22:00 hrs. Cover $150.00 en efectivo. 
  • Hernán Hecht Trio (Diego Franco & Rob Duguay): Jazzatlán Capital, 22:00 hrs. Cover $100.00 en efectivo.
  • Silvanozo (Edy Vega, Fabiola Ruano, Karla Molkovich y Silvano Zetina): Casa Franca, 22:00 hrs. No Cover. 
  • Hip Flote (Manuel Huizar, Miguel Buenrostro y Vico Díaz): Pizza Jazz Café, 19:00 hrs. Cover $50.00 en efectivo. 
  • Alejandro Martinez Gil Project (Eliasib Morán y Ulises Pérez): Bar Aktuel del Hotel Novit, 19:30 hrs. No Cover. 
  • Be Bop Dizzy. El bebop, el jazz rebelde que sucedió al swing bailable de los años 30, fue un estilo irreverente y de ritmo acelerado que no permitió bailes para concentrarse en su interpretación. Adrián Barreto prepara una selección en vinil con los máximos exponentes: Dizzy Gillespie, Charlie Parker, Bud Powell, Max Roach y más: Musak, HI-Fi Listening Bar, 21:00 hrs. No Cover. 
  • Felipe Gordillo en una apreciación del Jazz: Early Jazz, los primeros estilos: Biblioteca de las Artes del CENART, 18:30 hrs. No Cover. 
  • Jazz con Aguaje (Ariel Sánchez, Gabriel Contreras y Yose Pimienta): Centenario 107, 21:00 hrs. No Cover. 
  • Makina 501 (Abraham Flores, Enrique Luna, Manu De La Rosa y Pablo Flores): Pulquería Los Insurgentes, 21:30 hrs. No Cover. 
  • Rafael Barrera Trio (Miguel Rodríguez Chuck y Pablo Loaiza Morales): Sala Angélica Morales de la Escuela Superior de Música Plantel Fernández Leal, 19:00 hrs. No Cover. 
  • Alatrio (Daniel Calderón, Ulises Corte y Yair Alatriste): Boicot Café Roma, 19:00 hrs. No Cover. 
  • Amanda Sundberg Quintet (Armando Cruz, Hugo Mendoza, Juan Manuel Guiza y Rafael Cruz): Jules Basement, 22:00 hrs. No Cover. 
  • Carlos Mancera y Héctor Luna: Havre Cancino, 20:30 hrs. No Cover. 
  • Enrique Hulsz, Jaime Ferrada y Verania Luken: Séptimo Coyoacán, 21:00 hrs. No Cover. 

 

Diseño y Desarrollo por: Agencia Digital Pentagrama