"Salmón" de Vico Díaz

Jesús Galindo Cáceres, colaborador de Contratiempo Jazz, escribe del álbum debut de Vico Díaz "Salmón".

Luis Jesús Galindo Cáceres
Domingo 20 de septiembre de 2014

Grupo. Roberto Verástegui (keyboard), Klaas Balijon (batería), Federico Hülsz (sax tenor), Diego Franco (sax tenor), Blair Lathan (sax alto), Tom Kessler (guitarra y efectos sonoros), Vico Díaz (contrabajo, composiciones, arreglos)
Nombre del disco. Salmón
Duración del disco. 49 minutos
Siete segmentos. Linux (8:06), Barlovento (7:36), Lilo (7:59), Buenos Díaz (4:25), Camelius Blues (7:12), Tormenta (6:30), Los rayos del sol de la mañana (7:20).
Composiciones. Vico Díaz
Producido por Vico Díaz y José Fernández
Grabado en Everpink Studios, Ciudad Satélite, Estado de México, México.  
Mezcla. Salvador Ojeda, Los Ángeles, California.
Masterización. Roy Cañedo, México, D. F.
Arte, Fotos y Diseño. Edgar Hog.

Víctor Alonso Díaz Carrillo, el Vico Díaz, es contrabajista, compositor y arreglista que viene trabajando profesionalmente en la música desde el año 2000. Nació en la Ciudad de Colima hace poco más de treinta años. Creció en la Ciudad de Guadalajara. Hijo de un guitarrista entra en contacto con ese instrumento desde la infancia. Después llega el bajo eléctrico y el rock, y finalmente su instrumento de la vida, el contrabajo. Desde el rock con grupos como Rostros Ocultos, hasta el jazz, con proyectos como el de Salvador Ojeda, poco a poco se va instalando en su gusto por el jazz. La educación formal musical le llega en la Escuela de Música de la Universidad de Guadalajara. Ahí exploró el contrabajo clásico, y después el jazz, a través de Agustín Bernal. Una beca en la Berklee College of Music, a mediados de la primera década de este siglo, le abre el panorama de la composición y el arreglo. De regreso en México sigue estudiando con grandes maestros como Ben Street, Hans Glawishnig, Eric Revis, Ari Hoening, Adam Rogers, Danilo Pérez, Brian Lynch, Antonio Sánchez, entre otros. Inicia su trabajo como maestro en la escuela de música Fermatta. En el año 2010 edita su primer trabajo grande en colaboración con Tom Kessler en la guitarra y Giovanni Figueroa en la batería, “Fogumi”

Ha colaborado con músicos jazzistas internacionales como Joey Calderazzo, Donny McCaslin, Ken Basman, Bob Shepard, Gabriel Hernández, Henry Cole, Egui Castrillo, Tim Mayer, Jay Rodríguez, Melissa Aldana. Y músicos mexicanos o mexicanizados como Tom Kessler, Giovanni Figueroa, Diego Maroto, Gerry López, Federico Hulsz, Tavo Nandayapa, Pancho Lelo de Larrea, Gabriel Puentes, Nicolás Santella, Saúl Cobián, Mónica Zuloaga, Pablo Aguirre, Fernando Barrios, Roberto Verástegui, entre otros muchos. En el 2010 colabora en dos álbumes, uno con el cuarteto de Saúl Cobian, “Cuentos y Cartas” y otro con Johnny Bop Trío titulado “Yo soy tú”, el cual fue nominado a los Indi-O Music Awards 2011 en la categoría de mejor disco Funk/rock/fusion. Después de quince grabaciones como acompañante, graba su primer proyecto como líder en el año 2012, y lo publica hasta el 2014, “Salmón”, el disco que aquí nos ocupa.

Reconoce como sus influencias más cercanas a Root 70, Ray Brown, Thelonious Monk, Ron Carter, Dave Holland, Charlie Haden, Matt Pennman, Ben Street, Joshua Redman, Aaron Parks, Mark Turner, Charlie Parker, Ray Brown, John Coltrane, Miles Davis, Tony Williams, Eric Harland, Giovanny Figueroa, Bob Marley, James Brown, Bach, Mozart, el mariachi, el son jarocho, tiene una gran curiosidad por lo diverso. Es un músico curioso y atento, que al mismo tiempo que desarrolla su voz como compositor y arreglista de jazz, también desarrolla otro proyecto básico, sobre música mexicana y las fuentes folklóricas de un sonido contemporáneo universal. Su cualidad básica es escuchar, se introduce a la estructura y la armonía de cualquier composición, y desde esa cualidad desarrolla su propio camino, siempre dialogando, siempre acompañado y acompañando. Es un músico lleno de los otros que gusta y gustan de él. Un bajista nato, que tiene una peculiar facilidad de incorporarse al proyecto de otros, un estudioso, un profesional respetuoso comprometido con la búsqueda de la excelencia y la interpretación total, que acompañan al corazón y a la intención musical en forma honesta y apasionada.

El concepto del disco se sintetiza en la metáfora del pez que nada contra la corriente para cumplir su destino, al igual que un músico mexicano que se mueve en un medio profesional que no favorece el desarrollo fluido y espontáneo de un buscador entusiasta. Salmón es un homenaje a todos aquellos que luchan en forma cotidiana por superarse y continuar, a pesar de los obstáculos y las carencias. El disco es la imagen de sí mismo, de su generación, de muchos que lo acompañan en quizás el mejor momento en la historia del jazz en México, y aun así la vida es difícil. El proyecto lo empezó a escribir hace como cinco años, en el último periodo antes de graduarse en Berklee. Inicia entonces con una cierta influencia de Dave Holland, rítmicas irregulares, solos en un solo tono, todo bajo el contexto del aprendizaje y la exploración de la música afroamericana del jazz. La presencia impostergable de la música mexicana vendría después, tomando forma en el proyecto  “Toktli”, en el año 2012 en la Ciudad de México.  

Tres voces para el sax, presencia que todo el tiempo está enfrente como voz solista o acompañando la voz solista, y más, juego rítmico armónico entre ellas en diversos momento del disco. En Linux el juego de voces toma la forma general, con la guitarra acompañando. En Barlovento el sax delega en el teclado un momento y la guitarra se hace presente en el acompañamiento. En Lilo el inicio de batería y sax es cautivante, el teclado de fondo, la guitarra tomando la primera voz acompañada del sax. Luego un remanso, con una balada tranquila que se diluye y desintegra hacia el final, Buenos Días. Sigue la parte más expresiva del disco. Camelius Blues, toques de rock, el teclado sutil, el diálogo de guitarra y bajo. Juegos de sonido en Tormenta, con un protagonismo mayor de la guitarra y el teclado. Y la rola final, mí preferida, Los rayos del sol en la mañana. El sax sólo apoya, la guitarra y el teclado al frente en frases largas y sostenidas, pieza redonda y magnífica. Es de resaltar la voz del teclado eléctrico, casi siempre de fondo, acompañando, apareciendo de pronto. Un proyecto que parece maduro parado en los hombros de un estilo y una forma que es una herencia, la continuación de una tradición. Un ensayo de dominio técnico por parte del compositor, y una danza bien coreografiada por parte de músicos intérpretes.

La banda se forma a partir de la amistad y de la empatía musical, Tom Kessler y Diego Franco de Guadalajara, Roberto Verástegui de Monterrey, Federico Hulsz de la Ciudad de México, Klaas Balijon de Holanda, y Blair Latham de Nueva Zelanda. El proyecto combina la experiencia de la formación de un sonido colectivo único, y la vivencia personal de la producción. Un autor en este contexto requiere reunir más talentos de los que suele tener sólo como compositor o como intérprete. La propuesta musical es clara, la base rítmica se entrelaza con las voces solistas de los metales, la guitarra y el piano. El esquema básico es clásico y la intención también, pero la estructura no es sencilla ni simple, el compositor desea explorar el juego de lo sencillo con lo complejo, en cada frase, en cada solo, en cada diálogo, en cada encuentro. Es necesaria la complicidad total de la amistad, y el compromiso profesional, para lograr acercarse a lo que el compositor y líder del proyecto pretende. Queda la sensación de que viene lo mejor en el futuro, pero con todos estos ingredientes el resultado presente es estupendo.

Página personal de Vico Díaz
www.vicodiaz.com

El proyecto de jazz puro de Vico Díaz en quinteto. En vivo en el Pizza Jazz Café, Ciudad de México. Linux y Lilo, dos rolas del disco en otra versión.



Una probada de la propuesta de jazz mexicano con fuentes folclóricas de Vico Díaz.



Jesús Galindo Cáceres (Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.). Mexicano. Doctor en Ciencias Sociales. Autor de 31 libros y más de trescientos cincuenta artículos académicos publicados en catorce países de América y Europa. Promotor cultural en diversos proyectos desde 1972. Profesor en Argentina, Brasil, Colombia, Perú, España y México desde 1975. Miembro del Sistema Nacional de Investigadores SNI-CONACYT desde 1987, SNI III. Trabaja en la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (2010-2014).

Deja tu Comentario

 

TwitterFacebookYoutubeInstagram

  • CONCIERTOS DE JAZZ, CIUDAD DE MÉXICO, MIÉRCOLES 22 DE NOVIEMBRE:

Inicio del ciclo Jazz en Movimiento con Rafael Barrera/Benjamín García/ Hernán Hecht: 22 de noviembre, Sala CCB del Centro Cultural del Bosque, 19 hrs. No cover.

Juanjo Gómez & Francisco Lelo de Larrea: Pulquería Los Insurgentes, 21:30 hrs.

Los Swingones: 22 de noviembre, Zinco Jazz Club, 21 hrs.

Groove Machine: 22 de noviembre, Groove Restaurante, 21 hrs.

Bah Trío: 22 de noviembre, Las Musas de PapáSibarita, 21 hrs.

 

 

Diseño y Desarrollo por: Agencia Digital Pentagrama